Elsa Pilato

Copa América 2007: Siempre vinotinto

leave a comment »

Gracias por el sueño, gracias por la ilusión, una vez más. Hace unos años, no muchos, ni siquiera nos era permitido soñar ni ilusionarnos.

Despertamos del sueño ante Uruguay. Nos dio cuatro pellizcos bien dados. Es justo así, así está bien, Venezuela llegó hasta donde tenía que llegar en “su” Copa América. Para vencer a una selección con tanta tradición y oficio, se necesita mucho más que lo mostrado anoche por los nuestros. Anoche volvieron a quedar en evidencia todas las limitaciones y carencias de nuestro fútbol.  A Venezuela le faltó lo que le falta con frecuencia: contundencia en ataque, más atrevimiento, más engranaje entre los volantes y los delanteros y más verticalidad y menos fútbol horizontal…

Sobre las decisiones de Richard Páez en cuanto al once inicial y los cambios, también se podría discutir mucho, tal vez sea tiempo de iniciar un nuevo ciclo con otro cuerpo técnico y lograr evolucionar más, aunque sabemos que el contrato del actual técnico fue extendido hasta finales de 2008. Veremos. De todas maneras, que quede claro que Venezuela perdió este juego no sólo por sus fallas sino porque se encontró al frente a un rival que hizo un gran partido y que demostró que aquello que se dice en el fútbol acerca del “peso de la camiseta”, no es cuento.

¿Qué dirán ahora aquellos que aseguraban que la Copa la había comprado el presidente? Estarán contentos porque en definitiva son los mismos que no apoyaron a la vinotinto o le iban en contra por la situación que atraviesa Venezuela. Todos los que me conocen saben que nunca he estado a favor de este gobierno y desde 1998 he votado en contra del presidente y sus políticas, pero para mí la selección nacional de fútbol, la vinotinto como es llamada desde hace 4 o 5 años, está por encima de las inclinaciones políticas de su cuerpo técnico o jugadores, sean cuales sean, de quiénes sean sus patrocinantes y de los nombres y los apellidos que vistan la camiseta. Para mí es un sentimiento tan fuerte como el orgullo y el amor por mi país. Para mí, pese a todo lo vivido en estos años, todavía existe la patria, todavía significan algo la bandera y el Himno Nacional. Y eso no lo entrego, me niego a cederlo, y nadie me lo podrá quitar… quizá es lo único que nadie nos podrá quitar. ¿Por qué entregarlo?

Siempre contigo vinotinto

Anuncios

Written by Elsa Pilato

julio 8, 2007 a 4:35 pm

Publicado en Fútbol, Venezuela, Vinotinto

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: